Reflexión Grupal e Individual del Cohort Goethe 2016

goethe-cohort-marzo-noviembre

Llegó el fin del año escolar y también del cohort Goethe 2016. Desde nuestro primer encuentro en marzo hasta noviembre, 7 docentes (más nuestro miembro honorario Heidi) se acompañaron en un viaje, vivir una forma diferente de aprender y enseñar. Lo que para muchas empezó como una capacitación para usar tecnología, se convirtió en un proceso de ver el mundo a través de una lente diferente, que trajo un enfoque diferente, un cambio de mente, de cómo ver su  propio trabajo de ser docente y descubrir que uno puede ser un aprendiz de por vida.

goethe-cohort-statistics2016

A través del año tuvimos

Aprendí mucho de cada uno de los participantes del cohort. Cada una es una docente dedicada, un aprendiz de vida y una mujer interesante e inteligente. Cada sesión del coaching me dejó alimentada de energía y de ganas de continuar des-cubriendo (no cubrir) juntas las habilidades necesarias para las afabetizaciones (global, de las redes, de la información, de los medios, ciudadanía digital) del siglo XXI, del AHORA y poder prepararnos para lo que todavía va a venir.

Gracias a todas por ser como son, dejarme acompañarlas, aprender conmigo y sobre todo, confiar en mí como coach. Ante ninguno de los desafíos que les planteé, me dijeron ” de ninguna manera”.

 

Mariana

1-1-mariana

Abrumada, con mucha tecnofobia al principio del año, muy pronto  ya no se perturbó de iniciar una video conderencia, usar WhatsApp en los mensajes con el grupo, colaborar en un Google Doc o de tomar fotos, realizar videos en su iPad en el aula al final. Mariana se reveló como una apasionada investigadora de ejercicios fonéticos para sus alumnos de 5 años. Un tema tan interesante en la educación bilingüe. Mariana empezó a grabar esos ejercicios para poder demostrar el progreso de los chicos. A través del año, nos dimos cuenta que “usar tecnología” no tiene que significar dejar lo creativo de hacer algo con las manos. Tampoco significa que hay que usar tecnología todo el tiempo. La capacidad consiste en saber cuando usarlo para amplificar oportunidades de aprendizaje o de personalizar para nuestros alumnos. Saber cuando solamente es una herramienta para capturar y compartir lo que se hizo sin tecnología. Después de cada sesión del coaching con Mariana me emocionó su pasión de trabajar con chicos tan chiquitos.

Alejandra

ale-abril

Mi admiración hacia Alejandra fue creciendo durante el año. Su dedicación hacia sus alumnos y sus familias fue evidente a través de su documentación. La documentación dejó una ventana virtual abierta para poder compartir que los chicos hicieron y aprendieron en la escuela, pero también abrió una oportunidad de personalizar el aprendizaje. Desde el blog profesional de Alejandra, nació el blog de la sala de 3, y se convirtió en una linea de tiempo a través del año, haciendo el crecmiento visible, involcrando a los papás con comentarios y contribuciones. También tuve la oportunidad de hacer una video conferencia con la sala de Alejandra para visitar “virtualmente” con mi cachorro cuando los chicos estaban aprendiendo de animales. La idea de Alejandra de conectar con otros alumnos alrededor del mundo, especialmente que hablan alemán, me deja con muchas ganas y con anticipación lo que va a venir para ella. Si se puede ampliar el aprendizaje y conectar globalmente con chicos de 3 años, el horizonte no alcanza hasta donde podemos llegar con estos aprendizes.

Cata

1-1-cata-april

Las conversaciones con Cata  me hicieron pensar profundamente. Me siguió haciendo preguntas, que me empujaron a tratar de seguir aclarando cada vez al explicar ¿Por qué documentar? ¿Por qué compartir? Cata no es un aprendiz que escucha y sigue. No, ella lo tiene que entender, busca el sentido desde afuera hacia adentro. Ella me hizo trabajar para encontrar una perspectiva que le daba sentido a ella. Cada mes, traté de encontrar un enfoque nuevo, con preguntas que nos prodría llevar a ver otra perspectiva. Hablamos de técnicas diferentes con el deseo de encontrar una que funcionara para ella. Al final el momento “aha” vino cuando nos dimos cuenta, que la llave era el tiempo y el proceso. No se puede acelerar lo que nos lleva a entender el proceso, el crecimiento y la reflexión como núcleo. A través del año, Cata experimentó con “Lernvideos”, no abandonándolos cuando no salieron como esperado, pero refinando y adaptando. Ella me impresionó con su meta clara de querer investigar cómo mejorar las técnicas del aprendizaje para sus alumnos en cuanto a verbos y estructuras gramaticales en el idioma alemán.

Graciela

1-1-graciela-abril

Graciela se entusiasmó constantemente  en trabajar y aprender para mejorar su oficio, se nota, es evidente. Se nutre de su pasión por su trabajo y amor a sus alumnos para dar tanta energía de probar, re-inventar y dedicarle su tiempo. Cada vez que nos conectamos, ella me mostró su mente abierta de ser “coached”, de acompañarme en intentar “pasos nuevos” y “traducir” nuestras charlas en acciones estratégicas en su sala con sus alumnos. Especialmente su trabajo con metacognición, usar rutinas, crear espacio para sus aprendices jóvenes de poder reflexionar fue una inspiración para mí. Además en su blog profesional, ella sigió desarrollando un blog con y para sus alumnos y “amplificó” como  ampliar el aprendizaje para involucrar más a las familias . Hablamos como podemos dar más autonomía a nuestros alumnos de primaria, cómo agregar más visuales en nuestras presentaciones y cómo adaptar el aprendizaje en forma de proyectos a su sala. Un placer aprender junto a Graciela y ver su pasión de “tirarse a una pileta” llena de experiencias nuevas, llena de su pasión por aprender y su voluntad de experimentar para avanzar en  la educación de todos!

Uschi

1-1skype-uschi-abril

Insistí desde un principio que el cohort Goethe tenía que incluir “alguien” de la dirección. Poder acompañar a Uschi en su viaje desde el punto de vista como directora pero también de aprendiz fue único, ya que Uschi tenía la oportunidad de observar y documentar más que una sala y un número finito de estudiantes. Fue un placer especial ver su desarrollo y crecimiento como bloguera y escritora en una plataforma digital. Nuestras conversaciones me empujaron a pensar más sobre temas como diferenciar y personalizar la enseñanza para los alumnos y los docentes. Un tema que volvió muchas veces a dominar nuestras conversaciones fue como nos podemos asegurar que las capacitaciones de docentes se conviertan en una práctica y que no queden como una lección  de teoría. Uschi va a seguir modelando para sus docentes, sus colegas, ser una investigadora educacional, una aprendiz por vida y documentadora, hacer buenas prácticas en la educación visible.

Veronica

1-1-veronica

Algunas personas pueden ver el mundo a través de una lente diferente. Una lente de poder observar lo mismo que otras personas ven, pero verlo de otras formas, colores, perspectivas, conexiones, etc. Verónica es una persona así. Me ayudó en nuestras sesiones de coaching de reacomodar algunas visiones mías de cómo “ver el mundo” El viaje de Verónica empezó con una noción de “tener que integrar más tecnología” en sus clases de arte y nos llevó a “pelar” algunos capas de ese “mandato” y probar, reflexionar y moldear nuestra posición inicial. Vero agregó Sketchnoting, códigos QR, video reflexiones y un Kunstblog a sus clases de arte. Su propia forma de reflexionar acerca de la implementación de estos nuevos medios y métodos, más su determinación de no abandonarlos si no dieron los resultados inmediatos ni deseados, pero de seguir el proceso de probar, reflexionar, adaptar, reprobar, y seguir teniendo “EL PROCESO” y el “big picture” en mente. Nunca se trató de “usar tecnología” en la clase de arte, pero de encontrar métodos de poder ampliar la visión y la mente de los chicos de ver el mundo con una lente diferente, de poder expresarse a través de medios diferentes y de hacer su pensamiento visible. En la clase de arte se trata de poder hacer “sentir”, de transmitir  sus sentimientos y pensamientos a otros, pero también de encontrarse a si mismo.

Laura

1-1-laura-abril

¡Qué intercambio de ideas! Cada mes esperé ansiosamente y con muchas ganas nuestro encuentro 1:1 via Skype. Esas conversaciones fueron parte de poder reflexionar juntas, organizar nuestras ideas, proyectos, próximos pasos, etc. Salimos de ese encuentro virtual con tantas emociones, energías y ganas de seguir trabajando, probando e investigando para poder avanzar con el aprendizaje de los alumnos y de nosotras mismas. Nuestro viaje de coaching nos llevó a través de la escritura de enlaces, vinculada y no linear, la ampliación del alfabetismo (literacia) básico para incluir literacias del siglo XXI y más allá, la autonomía del aprendiz y la pregunta: ¿A quién le pertenece el aprendizaje en el ámbito escolar tradicional? Laura me emocionó con la entrada en su blog acerca de su vida como lectora, descubriendo su historia, su vocación, su dedicación, su conocimiento profundo y pasión. Su último “proyecto” del año (se dan cuenta que ni quiero decir proyecto, ya que es una nueva forma de enseñar y aprender, no solamente un proyecto que termina), fue una culminación de tantas habilidades y capacidades, que Laura ya tenía y que ahora estratégicamente amplió para incluir las alfabetizaciones del siglo XXI.


La reflexión grupal, fue muy satisfactoria, no solamente por el hecho que usamos una plataforma digital como herramienta (no como objetivo)  para poder crear colaborativamente, ver instantáneamente, dejar feedback y comentarios, sino también por el contenido de esa reflexión. Cerrando el círculo con el deseo de ser un molino de viento y no construyendo  muros.

googledoc1 googledoc2 googledoc3 googledoc4 googledoc5

Book Club

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *