6ta videoconferencia grupal con Silvia

La experiencia esta vez fue diferente ya que la videoconferencia fue sólo oírla y no verla debido a problemas técnicos. Pero eso bastó para poder comprender mejor las presentaciones digitales utilizando el diseño gráfico.

Diseñar implica solucionar problemas a nivel visual y organizacional. Fotos, ilustraciones, texto, tablas de datos, todas esos elementos deben convivir armónicamente para comunicar.

A lo largo de la videoconferencia tomé apuntes y rescaté conceptos que me parecieron importantes:

El contraste, un principio fundamental del diseño

“El contraste es creado cuando dos elementos son diferentes. Si los dos elementos son algo diferentes, pero no mucho, entonces, no tienes contraste, tienes conflicto.”

Es decir, distinguir lo principal de lo secundario para que no compitan y por lo tanto, orientar la mirada del que lee.

El contraste es nuestro gran aliado cuando queremos destacar y jerarquizar la información en una diapositiva.

Consideramos un color como una parte adecuada o no de una composición.

La idea es que el color sirva a un propósito además de aportar belleza. Cuando queremos sumar claridad, crear un clima, destacar algo, enfatizar o llamar la atención, el color es una herramienta muy útil. Como dice Garr Reynolds:

“El color bien usado puede realzar y embellecer, pero el color pobremente usado puede ser peor que ningún color.”

Si la información no contrasta contra el fondo, no hemos diseñado bien la diapositiva aunque las combinaciones de color sean bonitas. Con la legibilidad como fin y estas relaciones de color como medio, las diapositivas que creemos serán muy efectivas y “lindas”.

A menudo ocurre que en una presentación debemos comunicar cosas que son invisibles. Al ilustrar esos conceptos abstractos es común recurrir a formas y líneas que, al interactuar entre sí, generan significados.

Un apunte claro y sin ambigüedades redundará en mejores diapositivas y mejores documentos.

Lo que se proyecta en la pantalla debe ser comprendido fácil y rápidamente. Para lograrlo hay que generar más imágenes y menos texto, segmentar los conceptos para revelarlos de a uno y evitar las viñetas (o usarlas con cautela).

Las diapositivas diseñadas según algunos de los  ítems  mencionados anteriormente serán más visuales que textuales.

El modo de presentar el  texto en  las diapositivas se reduce al mínimo y las imágenes complementan el discurso oral.

Por otro lado, el usar correctamente, el video puede ser de gran ayuda para mantener la atención del oyente durante un período prolongado, reforzando el mensaje y haciéndolo memorable.

En síntesis, considero que…

Vale la pena

Sea cual fuera el método elegido, (diapositivas, videos, entre otros) el empleo de esta gran herramienta (diseño gráfico en presentaciones digitales) porque no pasará desapercibido. Y la animación, todos sabemos, es contagiosa, nos invita a presentar interactuando con la proyección, a abandonar nuestro escondite  de viejos paradigmas y a adoptar una postura menos rígida. Todo esto exige algo de práctica por parte nuestra, pero de esta manera la  explicación será  más recordada y mejor comprendida.

“La gente olvidará lo que dijiste, la gente olvidará lo que hiciste, pero la gente nunca olvidará cómo la hiciste sentir mientras observaban, escuchaban, leían y los cautivaba esa presentación.”

 

Si desean interiorizarse más acerca del tema pueden entrar al siguiente link de :

Silvia Rosenthal Tolisano (nuestra coach)

Globally Connected Learning, Educational Consultant, Coach, Mentor at Association of American Schools in South America

http://www.slideshare.net/langwitches/diseo-grfico-para-presentaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *